• apu@apu.com
  • +598 2901 3695
  • San José 1330, esquina Ejido

Noticias APU

El Consejo Directivo de la Asociación de la Prensa Uruguay (APU) condena la actitud del presidente de la Junta Departamental de San José, Sr. Danilo Vassallo, por ampararse en su cargo político y presionar para provocar el despido del colega Jorge Gutiérrez , asociado a este sindicato.

En efecto, Vassallo se ha dirigido al Director de la Emisora CW 41 Radio San José, Dr. Nilo Pérez Suárez, reclamando por la forma como ejerce la profesión Jorge Gutiérrez en los programas “Sobremesa” y “Según como se Mire”, intentando desacreditar la información y opiniones del colega, en una clara demostración de abuso de poder y violación a la Libertad de Prensa.

La Asociación de la Prensa Uruguaya repudia la actuación del Sr. Danilo Vassallo y advierte que seguirá muy atentamente el devenir de los hechos y denunciará todos los intentos que se ejerzan desde diferentes estamentos para silenciar a los periodistas.

 

Consejo Directivo Central
APU

Esta semana Canal 7 de Tacuarembó envió al seguro de paro a dos trabajadores, uno de los cuales es delegado sindical.

Durante los últimos días la Asociación de la Prensa Uruguaya (APU), sindicato de los trabajadores de los medios de comunicación, presentó varias alternativas para negociar de modo bipartito con la empresa, sin tener éxito.

Ante esas circunstancias, APU resolvió denunciar este caso ante la oficina de la Dirección Nacional de Trabajo (DINATRA) de Tacuarembó. El próximo martes 12 se llevará a cabo una instancia de negociación en esa dependencia. Delegados y dirigentes de APU formarán parte de la representación de los trabajadores que buscará tender puentes de diálogo en una situación donde se han visto vulnerados derechos laborales y sindicales de nuestros compañeros.

APU confía que en esa oportunidad Canal 7 de Tacuarembó concurrirá con una voluntad negociadora superior a la demostrada hasta el momento.

@DemirPereyra

La crisis en los medios escritos en Uruguay y su impacto en los trabajadores del sector fue el tema tratado.
La delegación de la Asociación de la Prensa Uruguaya (APU), Francisco Abella, presidente del sector, Mara de Oliveira del sector prensa , Javier Álvarez, Secretario General adjunto, Gonzalo Brando, Presidente y la Presidenta del sindicato Victoria Alfaro, mantuvieron una extensa reunión con el ministro Murro. Del resultado de este encuentro hablamos Alfaro dijo que “valora positiva” la instancia, en la cual plantearon al ministro “la problemática que afecta a los trabajadores en el día a día, en un sector en notoria crisis, que pone en peligro la fuente laboral de cientos de trabajadores”, principalmente en Montevideo.

Precariedad del sector

Alfaro destacó la “precariedad” que crece y como resultado “quita calidad de información” debido a que los periodistas debemos hacer mucho más tareas que antes por un mismo sueldo. En otro sentido fue puesto de manifiesto que “hay empresas que incumplen los convenios salariales y despiden compañeros sin sentarse a negociar con los trabajadores organizados como lo establece claramente el último Consejo de Salarios”. Estas y otras irregularidades fueron parte del planteo realizado.

Ante la situación que para algunos trabajadores es ya irreversible, el tema ya está en manos del Presidente de la República, Dr. Tabaré Vázquez.

Como prólogo, hay que mencionar que el día viernes 1 de junio se realizó una reunión con los Directores Responsables de los semanarios Búsqueda, Brecha y la Revista Caras y Caretas; con el compromiso de un segundo encuentro el día viernes 8 de junio en la sede de APU.

Respaldo de la FIP

Por otra parte la @apu_uy denunció que Canal 7 de Tacuarembo enviará al seguro de paro a dos trabajadores y delegados sindicales. La Federación Internacional de Periodistas #FIP reclama la reincorporación de los trabajadores cuyo derecho a organizarse libremente y sin represalias debe ser respetado: https://t.co/xiKezGlMuU

 

Galeria de imágenes

Bruselas, 28 de mayo de 2018. - Docenas de delegadas de la conferencia del Consejo de Género de la FIP – desde Asia hasta Oriente Medio, pasando por las Américas y Europa– han llamado a la acción para abordar la violencia, la pobreza y la discriminación que enfrentan las mujeres en todo el mundo.

Reunidas en Santander, España, el 25 y 26 de mayo, las delegadas han condenado:

• La violencia y el acoso que sufren las mujeres periodistas en todo el mundo. Las estadísticas de la FIP demuestran que al menos 1 de cada 2 periodistas ha sufrido acoso sexual, abuso psicológico, trolling en línea y otras formas de abusos contra los derechos humanos.

• La brecha salarial de género, que es una realidad en todos los continentes, y que no solo afecta a las mujeres a lo largo de su vida laboral, sino también en su reajuste.

• Las condiciones laborales cada vez más precarias a las que se enfrentan las mujeres periodistas, especialmente las que se ven obligadas a trabajar sin contratos, carecen de protección social, pensiones, vacaciones pagadas y otros beneficios sociales.

• La discriminación, incluidos los factores políticos, legales, culturales, raciales y sociales que enfrentan las mujeres periodistas en sus carreras y comunidades, y que las empobrecen.

Las delegadas han instado a los sindicatos y asociaciones de periodistas a crear un movimiento global de solidaridad para desarrollar una respuesta colectiva a estos asuntos, incluyendo movilizaciones industriales, políticas y en el lugar de trabajo.

 

También demandaron:

• Leyes más estrictas sobre la igualdad de remuneración y la igualdad de derechos, que deben ser integrales y disponer de los recursos suficientes para poder ser enteramente reforzadas e implementadas.

• Un salario igual para trabajos iguales.

• El final al techo de cristal.

• Acabar con la precariedad y condiciones de trabajo decentes para todas las mujeres.

• Que los estados tomen medidas urgentes para hacer cumplir las leyes sobre violencia de género en todas sus formas y que los empleadores asuman su responsabilidad relativa a la seguridad de las mujeres periodistas.

• Introducir o hacer cumplir leyes que aborden el acoso sexual.

Las delegadas también prometieron que seguirán promocionando la transversalización de género en todas las actividades, conferencias y eventos de la FIP; trabajando para continuar desarrollando la presencia y participación de mujeres periodistas en los sindicatos y asociaciones de periodistas y por último, pidiendo una representación equitativa, también en las posiciones de liderazgo.

También adoptaron un plan de acción que incluye la creación de campañas y protestas más fuertes contra el ciberacoso, la corrupción y en defensa del periodismo de investigación.

 

Otras acciones clave pasan por:

• Desarrollar y mejorar las comunicaciones internas y externas de la FIP para garantizar el intercambio de experiencias, el desarrollo de redes de solidaridad y la sensibilización sobre cuestiones y derechos de género.

• Organizar capacitación, incluida la capacitación de instructores, para sensibilizar a las mujeres y los activistas sindicales acerca de sus derechos.

• Desarrollar relaciones con los socios en el movimiento sindical mundial especialmente con UNI Mujeres y dentro del sistema de la OIT y de las Naciones Unidas.

• Mejorar las acciones de solidaridad con las sindicalistas y activistas de la libertad de medios que enfrentan la persecución.

• Llevar a cabo más investigaciones sobre las condiciones laborales y la representación.

• Continuar trabajando junto con el movimiento sindical mundial para un convenio de la OIT contra la violencia de género en el trabajo e involucrar a los afiliados en el cabildeo para asegurar dicha convención.

• Actuar para apoyar el periodismo ético con una perspectiva de género y abordar los estereotipos de género, la objetivación y la atribución de la culpa a las víctimas.

La conferencia, organizada por el afiliado español de la FIP FAPE, fue inaugurada por Gema Igual, alcaldesa de Santander, y contó con la participación de mujeres periodistas de Paquistán, Kuwait, Rusia, Italia, Reino Unido, España y Perú, entre otros.

 

COMUNICADO DE PRENSA: Federación Internacional de Periodistas (FIP)Federación Internacional de Periodistas (FIP)

A LA OPINION PUBLICA

Los medios escritos uruguayos –y en particular los que se imprimen en Montevideo– pasan por un difícil momento. Los trabajadores somos conscientes de ese problema y hemos actuado de manera responsable en los Consejos de Salarios para preservar puestos de trabajo, aunque eso vaya en detrimento de aumentos sustanciales de nuestros sueldos.

Hemos planteado la necesidad de trabajar junto a los empresarios para la formación de los trabajadores y su adaptación a las nuevas tecnologías. Nunca nos respondieron.

Reclamamos y acordamos en el Ministerio de Trabajo que cada vez que una empresa fuera a reducir el personal se entablara una negociación con los trabajadores. Esta medida se aplicó solo en un caso. En otro se violó de manera flagrante.

Hemos solicitado más de una vez reuniones con la patronal para discutir sobre el futuro de los medios escritos. No hubo respuesta.
Lo que ha ocurrido en estos años es que continuaron los despidos de trabajadores, los medios no cumplen con los laudos aprobados en los Consejos de Salarios ni respetan las categorías; en definitiva, precarización laboral.

En estos días, ocho medios escritos de Montevideo plantearon que el Estado brinde una ayuda para mantenerse en pie.
Coincidimos en que los medios de comunicación son necesarios para mantener una democracia sana y robusta. Hay ejemplos en el mundo en los que el Estado contribuye para ayudar a los medios escritos.

Sin embargo, antes de dar esa discusión, entendemos indispensable un sinceramiento de los responsables de los medios que realizan el reclamo. Es fundamental que se cumpla lo acordado en los Consejos de Salarios. Es fundamental que todos honren sus deudas con el Estado. Es fundamental que los trabajadores cuenten con los elementos mínimos para desempeñar sus tareas en cada empresa.

Luego sí será momento de hacer planteos y analizar junto al Estado cuáles podrían ser las medidas para atender el problema.

Tener trabajadores con buenas condiciones de trabajo y bien pagados son condiciones claves para ofrecer un periodismo de calidad.

Hasta ahora, han sido los trabajadores quienes pagaron por los errores de los empresarios que en los últimos años se embarcaron en proyectos totalmente deficitarios. Cuando esos proyectos fracasaron, el ajuste significó despedir trabajadores, mientras que los responsables siguieron en sus puestos de conducción.

La situación de los medios escritos merece una discusión madura y responsable. Esto no se resuelve solo en una negociación entre empresarios y gobierno. Los trabajadores deben ser parte de ese debate y estamos dispuestos para discutir.

 

CONSEJO DIRECTIVO CENTRAL

ASOCIACION DE LA PRENSA URUGUAYA